NOVA Salud
Descúbrelas

Tres claves para superar las alergias de primavera

60 millones de estadounidenses sufren de las alergias estacionales cada año.

La primavera no solo trae consigo flores y días más largos, sino también la temida temporada de alergias.

Según datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), 60 millones de estadounidenses sufren de las alergias estacionales cada año.

La fiebre del heno o rinitis alérgica es una reacción exagerada a elementos ambientales como el polen, confundidos por el cuerpo como dañinos.

El polen y las alergias de primavera

El polen, ese fino polvo de las plantas, es el principal causante de los síntomas alérgicos que varían desde congestión nasal hasta irritación ocular, dependiendo de dónde vivas.

Síntomas de las alergias estacionales

  • Picor, lagrimeo o enrojecimiento de los ojos.
  • Ojeras.
  • Picor de boca, nariz o garganta.
  • Goteo o congestión nasal.
  • Secreción nasal por la parte posterior de la garganta (goteo postnasal).
  • Pérdida temporal del olfato.
  • Dolor de cabeza.
  • Estornudos.

Los diferentes cambios estacionales vienen con sus propios desencadenantes de alergias. La primavera es sinónimo de polen de árbol, el verano de gramíneas, el otoño trae el polen de malas hierbas, y el invierno, alérgenos de interior como los ácaros del polvo.

Prevención y tratamiento de alergias

Para enfrentar estas alergias, Joy Hsu, médico jefe de la Subdivisión de Asma y Calidad del Aire de los CDC, remondó en una entrevista con USA TODAY un enfoque doble: tratamiento y prevención.

Medicamentos de venta libre como antihistamínicos pueden ser efectivos, pero en casos graves se puede requerir algo más fuerte.

Reducir el contacto con alérgenos es clave; esto incluye quedarse dentro de casa en días de alto conteo de polen y usar aplicaciones para monitorear estos niveles.

Lectores: 17

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: